Cómo Se Hace El Morado

¡Hola, artenauta! Nos gustaría hablarte sobre un color dotado de gran simbología y versatilidad, muy utilizado, tanto dentro del ámbito artístico, como en decoración, moda…: el color morado.

Curiosidades sobre el morado

  • Si en entradas anteriores decíamos que el azul y el verde se encontraban entre los colores predilectos de la mayoría de la población, con el morado ocurre justo lo contrario, no se encuentra entre los colores “favoritos” mayoritariamente elegidos.
  • A nivel psicológico, el significado del color morado se relaciona con la elegancia, la espiritualidad, la sabiduría, la conciencia, lo misterioso, lo mágico o la sensibilidad. Supone el término medio entre la fuerza y vitalidad del color rojo y la calma del color azul.
  • En la Iglesia Católica, los obispos visten de morado porque este color se relaciona también con el concepto de “piedad”. Asimismo, es un color muy utilizado en época de Cuaresma y Adviento por su interpretación como signo de humildad y penitencia.
  • En publicidad es muy utilizado para artículos muy exclusivos o de lujo.
  • EL morado se relaciona con el lujo porque, hace siglos, era uno de los tintes más caros de obtener, por lo que solo la nobleza podía lucirlo en sus prendas.
  • Para los actores italianos este color representa la “mala suerte” (al igual que en el caso de España es el amarillo). Esta superstición tiene su origen en la Edad Media, donde, en épocas de Cuaresma y Adviento, se prohibían todo tipo de espectáculos (como comentamos en el segundo punto, el morado es precisamente el color vinculado a las celebraciones eclesiásticas que tienen lugar en estos períodos).
  • En algunos países, como Turquía, el uso del color morado está asociado al luto.

Cómo se hace el color morado

  • Podemos mezclar cyan y magenta en pequeñas cantidades hasta conseguir el tono de morado que estamos buscando:
    • Cuanto más cyan utilicemos, más profundo será el tono que obtengamos
    • Cuanto más magenta utilicemos, más calidez conseguiremos en el tono resultante.
    • Dentro de la gama del morado, dependiendo de si la tendencia es más magenta o más azul, iremos obteniendo tonos con distintos nombres: desde el carmín, pasando por el violeta y el púrpura, hasta llegar, incluso, al añil.
  • También podemos añadirle magenta al azul ultramar (que de por si tiende al color magenta), quedando un morado más oscuro que al utilizar cyan.
  • Otra opción, es obtener el morado a través de la mezcla de distintos tonos secundarios de azul y rojo. En este caso, debemos ser muy cuidadosos, ya que, si el tono tiene matices verdes o amarillos, podemos quebrar el tono resultante, es decir, el morado que obtendremos puede ser más apagado, tendiendo a un tono gris o marrón.

Te recomendamos que leas nuestra entrada sobre la Teoría del color, para conocer más en profundidad todos aquellos conceptos relacionados que nombramos en esta entrada (como tonos quebrados, colores primarios, colores secundarios…) y entender mejor que son y cómo pueden ayudarte a conseguir el resultado esperado en tus obras de arte.

Además, si quieres seguir aprendiendo y profundizar en las mezclas de color, visita nuestro Curso de Pintura, donde te enseñaremos todo lo que necesitas saber para convertirte en un auténtico artista.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Artículos relacionados:

Ver más de esta categoría

Otras categorías

Otros artículos

Artículos relacionados

¡Únete a nuestra comunidad artenauta!

Apúntate a nuestra lista para recibir más artículos como estos

Curso recomendado

Aprende a desarrollar técnicas avanzadas de pintura y dibujo de forma online